Asumieron en CARMAHE los nuevos Presidente y Vicepresidenta, Alfredo Bonazzi y Florencia Vitale. Luego de ocupar sus nuevos cargos en la Comisión Directiva, expresaron su preocupación por la situación que viven las pymes industriales en nuestro país y hablaron del presente y el futuro de la Cámara.
 
Como parte de una entrevista para el ciclo Audiovisuales Tecnotrade, los dirigentes sostuvieron que dentro de los temas que deben estar en la agenda industrial para actuar de forma urgente se encuentran: la financiación a través de créditos realmente accesibles, sobre todo para las pymes nacionales; los incentivos a la fabricación y exportación de bienes de capital; y la revisión de la política tributaria, que hoy en día lejos de incentivar a la producción local, la castiga.
 
Del mismo modo, explicaron la necesidad de que se revean los mecanismos de restricción a la importación cuando se trata de bienes de capital. Al respecto insistieron en que las autoridades deben comprender que cuando se trata de comercializar una máquina, los tiempos, costos y complejidades son bien distintos a las de un producto de consumo final. Del mismo modo afirmaron que si buscamos producción local de calidad debemos ser inteligentes en generar las oportunidades de acceso a la tecnología que enriquece las líneas de producción local, de donde deben salir las manufacturas industriales en condiciones de ser colocadas en el mercado internacional.
 
Florencia Vitale, por su parte, agregó que “CARMAHE representa tanto a importadores como fabricantes, exportadores y distribuidores de maquinarias”, expresando la realidad del sector hoy, “donde el mercado a partir de los avances tecnológicos se ha complejizado y especializado, de forma que una máquina puede estar compuesta de trabajo realizado en varios países”, explicó la dirigente.
 
En el mismo sentido, el nuevo presidente de CARMAHE señaló: “Ya no existen importadores, fabricantes o exportadores puros en el sector, la globalización y los avances tecnológicos aplicados a la industria han llevado a un comercio más dinámico”; para formar parte de ese concierto productivo internacional “es necesario no cerrarse al comercio sino favorecerlo, cuidando las producciones locales, pero de forma inteligente”, concluyó Bonazzi.
 
Para finalizar, las nuevas autoridades reafirmaron que su gestión al frente de CARMAHE mantendrá la posición de llevar a los funcionarios de gobierno tanto los problemas como las propuestas que puedan permitir un verdadero trabajo mancomunado entre el sector público y privado a fin de mejorar el desarrollo de la industria productiva en nuestro país.
 
Aguarde un momento

Suscripción al Newsletter

Suscribite para recibir las últimas novedades de CARMAHE